581208_10151737082235584_394528011_n

Borrar la foto versus postear la foto

Me pregunto porque tenemos esa necesidad de “salir bien en la foto”.  Cada vez que Gerardo me toma una foto, le arrebato la cámara para aprobar o no lo que acaba de tomar.  Al ver las fotos y no aprobarlas presiono – delete – a pesar del evidente descontento y desconcierto de mi esposo.  A veces le advierto que voy a borrarlas y peor aún a veces me enojo con el porque se atrevió a tomarme una foto tan pero tan espantosamente real que no puedo permitir que alguien más la vea. Tengo varios argumentos y siempre encuentro una excusa:  Es que salí gorda , mira mi brazo gordo , de perfil no, odio mi nariz,  mira cómo se abre mis boca de forma tal que parezco una tonta, esa ropa definitivamente no me favorece .

         Me preocupa que estemos tan al pendientes de cómo salimos en una foto, cuando es solo un instante que debemos soltar, que quedará en nuestro registro de memoria o en el peor de los casos en facebook (sino tenemos control de la cámara) pero que no debería tener injerencia en nuestra percepción de nosotros .  Me preocupa que pensemos que esa foto nos describe o peor aún que nos define. Me preocupa todavía más que existan herramientas que editan las fotos y que podemos usarlas para mejorar un aspecto nuestro como si en verdad pudiéramos editar así de fácil nuestro físico. Un paliativo para el ego. Me sentiré gorda , narizona y con brazos feos , pero si no lo ven en la foto , respiro y si lo puedo cambiar en la foto, lo celebro y lo posteo en facebook.

        Sentirnos bellos es algo que debemos trabajar desde el fondo y no se puede reflejar en una foto ni mucho menos editar con photoshop. Tampoco lo podemos trabajar superficialmente con maquillaje, peinados, tintes de pelo o inclusive cirugías. Si no nos sentimos bien desde adentro , ninguna foto de nosotros mismos nos hará felices. Si no nos sentimos bien desde adentro todas esas fotos de modelos de belleza nos harás sentir mierda.

          No todo es nuestra culpa, estamos siendo bombardeados por cientos y cientos de imágenes a través de revistas,  películas,  televisión , incluso profiles de facebook, que contienen personas hermosas , bellas, felices , haciendo cosas excepcionales y teniendo vidas maravillosas. Instantes de personas ajenas a nosotras o publicidad desmedida con estándares de belleza absolutamente ridículos e imposibles de alcanzar.

        Una foto tomada superficialemente solo puede captar muy poquito de nosotros . La belleza es una experiencia que dura más de un click a la cámara. Cómo te ves , cómo es tu voz, cómo te expresas, cómo es tu piel, como es tu mirada, la forma de moverte, cómo hueles.  Es un reflejo de tu vida de adentro hacia afuera. Hay incluso muy buenos fotógrafos que pueden captar una experiencia más completa de la esencia de la persona con una foto que definitivamente no está enfocada en que “salga bien la persona”. Una foto es un registro de una experiencia. Hasta salir mal en una foto es una experiencia que  podría ser divertida. Incluso creo que las fotos que no te gustan hoy de ti te podrían gustarte cuando tengas más edad y te des cuenta de lo joven y bello que eras antes.

          La belleza es un reflejo de qué comes , qué piensas , cómo te sientes y qué haces. Es un reflejo de tu bienestar y felicidad. Para sentirnos bellos podemos empezar a comer mejor , hacer ejercicio, tomar agua, meditar, hacer lo que nos gusta y mantenernos activos.  Así que permitamos que nuestras fotos recopilen nuestras experiencias de vida y no sean termómetros de nuestra seguridad y autoestima, y antes de apretar edit o delete dale POST o simplemente conservala para ti .

Leave A Comment